viernes, 27 de enero de 2012

Diario de una bicicleta part2

EL MONTAJE:
Empezaron montando el adaptador para bielas, y luego montaron la horquilla y la potencia de manillar, la verdad es que no tenia nada de especial, al ser la pipa de la dirección muy pequeña, se montaba poniendo un rodamiento encima de la horquilla, con grasa , para después insertar la horquilla en el cuadro.




Una vez insertada la horquilla en el cuadro, pusieron el otro rodamiento encima, lo embadurnaron de grasa, y acabaron poniendo el cierre que hace de junta.


Para finalizar todo el montaje de la horquilla, pusieron una tuerca, y así quedó la horquilla dentro del cuadro.

Luego montaron la potencia de manillar sobre el cuello roscado de la horquilla, y se añadieron las dos tuercas que lleva.



Al final en estas dos fotos se van viendo las futuras formas que fui cogiendo. Pensé que había ganado mucho con el cambio, lo que veía me gustaba un montón.

Para acabar, con la parte de la potencia del manillar hubo que hacer un invento, el diámetro tiene una medida de 29mm, no hay ningún tubo de esa medida, por lo tanto se puso un adaptador para reducirla a 25mm. En esa medida se pudo encontrar una tija de sillín, a la que se le cortó la parte de arriba y así, con otro adaptador de la misma medida, se le pudo acoplar una potencia.

Para terminar montaron un manillar con manetas de freno Kcnc y puños Biologic.













Era navidad y desde Liverpool, la amiga Amaia, que me trajo a Euskadi, volvió trayendo con ella el adaptador para la tija de sillín, las cubiertas y los frenos. Días después estaría todo colocado.
Vi entonces el aspecto definitivo que iba a tener, la verdad es que las cubiertas Schwalbe me van que ni pintadas con las ruedas.

Después me pusieron los frenos - unos Dia-Compe negros-, los cables y las fundas. Ya podía andar y frenar, ¡qué maravilla! Solo quedaba que me pusieran la transmisión y ya sería perfecta.

En lo que respecta a la transmisión había que montar las bielas, pero al haberme puesto el adaptador, la caja donde iba instalado el pedalier ya no media 68mm, sino unos 76mm. Por lo tanto, el eje de pedalier octalink que se iba a montar tenía que ser de 74mm y, claro, la medida exterior tampoco podía ser 109mm como lo que marcaba el eje de pedalier que estaba junto a mí, sino de 114mm.


Una vez conseguido, el montar las bielas fue coser y cantar. Por fin la transmisión estaba a falta de poner la cadena, y una vez puesta se comprobó la alineación de esta, optando al final por poner el plato en la parte interior,  en la parte exterior  un cubreplatos, y al tubo de la tija del sillín, un tope para que la cadena no se saliera.

Este es mi aspecto final









4 comentarios:

  1. Lo que hace un poco de maquillaje ;o) Artista!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maquillaje y horas Amaia jejejeje, pero creo que ha merecido la pena

      Eliminar
  2. Enhorabuena, ha quedado muy, muy bien!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Juan, se hace lo que se puede.

      Eliminar